Image

DIRECCIÓN GENERAL DE COMUNICACIÓN SOCIAL


COMPARTE ESTA NOTICIA Responsive image Responsive image

Noviembre 07, 2019

Estudian parásitos que ponen en peligro a la mariposa cuatro espejos

Con años de estudio sobre la mariposa cuatro espejos, las investigaciones continúan ahora en dirección para conocer los parásitos que albergan a la palomilla cuatro espejos que hacen que merme en las poblaciones de esta especie, informó Gilberto Márquez Salazar.

El responsable del mariposario en la Facultad de Biología de la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS), que lleva su línea de investigación en el Laboratorio de Ecología sobre las interacciones de la mariposa, caso de estudio: el parasitismo, ha realizado investigaciones en la región costera de Sinaloa, para conocer qué tanto influyen los parásitos en la reducción del tamaño de la población de la especie.

“Hemos encontrado que la tasa de parasitismo es de alrededor del treinta por ciento, es decir, que de cien mariposas que pudieran haber, solamente setenta existen, porque, treinta son parasitadas por una avispa de género”, explicó.

Tal dato ha resultado del estudio realizado específicamente en el bosque seco del Eldorado, en la Península de Lucenilla y en El Tambor, antecedente significativo de lo que solo una especie de avispa contribuye a reducir el tamaño de una población de un insecto.

Además de este elemento importarte que hace que las poblaciones de la mariposa cuatro espejos vayan en decremento, Márquez Salazar citó otro factor importante que es el cambio en el uso de suelo, que es la transformación de los bosques que pasan a ser terrenos de agostadero, cultivos, unidades habitacionales, lo que acelera grandemente la reducción de la población.

“El conocimiento de esta especie nos va a llevar a plantear nuevas estrategias en su conservación”, agregó el investigador.

Con estos elementos, Márquez Salazar detalló que reproducir a la mariposa en cautiverio como es el mariposario a su cargo, justifica conocer los cuidados que esta especie debe tener para no incorporar en los reproductores estos parásitos que menguan y reducen las poblaciones.

Para concluir puntualizó que con estos nuevos elementos el propósito de conservación sería más lento, ya que conllevaría un proceso en la calidad para que goce de salud poblacional y a partir de este hospital puedan producirse miles de larvas sanas y estas puedan de nuevo introducirse a los bosques naturales donde no existen o su población está reducida.


COMPARTE ESTA NOTICIA Responsive image Responsive image Responsive image


Responsive image Responsive image Responsive image
Universidad Autónoma de Sinaloa. Sursum Versus.